El yoga es una combinación de prácticas físicas, psicológicas y espirituales destinadas a limpiar el cuerpo y alcanzar un estado de exaltación espiritual. Hay muchas variedades: yoga para mujeres embarazadas, fly yoga (aire), hatha yoga y otros. Aunque la mayoría de las veces comienzan a hacer yoga solo para bajar de peso.

En la práctica del yoga físico (asanas) más de 300 posiciones. 10 poses simples es un excelente programa para cada día que te ayudará a mejorar el arte del yoga.

Antes de comenzar a estudiar las posiciones, debe conocer las reglas de las clases, que lo conducirán al éxito. Hemos proporcionado nueve consejos de la experta en yoga Karen Costa para ayudar a los recién llegados a pasar rápidamente a prácticas más complejas.

Yoga para principiantes: consejos y trucos

  1. Presta atención a la ubicación.

Una gran idea es ir al estudio donde practicará para pedir recomendaciones sobre una clase que sea adecuada para usted. Asegúrese de advertir a su mentor sobre sus lesiones y limitaciones físicas, si tiene alguna. Idealmente, comience con una clase diseñada específicamente para principiantes, donde aprenderá los conceptos básicos de las prácticas físicas y los conceptos básicos de la respiración.

  1. Ven a clases con anticipación

Intenta llegar 15 minutos antes de la clase. Esto te dará tiempo para acostumbrarte y acostumbrarte a la energía del espacio. Los nuevos estudiantes a menudo admiten que están nerviosos antes de la primera lección, lo cual es completamente normal. Trate de no aumentar el estrés llegando tarde.

  1. Preséntate

Asegúrate de presentarte y decirle a tu maestro que eres nuevo en el yoga. No seas tímido, ya que te conviene contar todo sobre ti. Su maestro puede, por ejemplo, sugerir modificaciones útiles para puestos específicos.

  1. Elige un buen asiento

La atracción hacia la parte posterior de la clase parece una adicción natural para muchas personas, especialmente para los principiantes. Las clases de yoga no son una excepción, y muchos estudiantes nuevos eligen la fila de atrás. El experto aconseja colocar su estera de yoga para que pueda escuchar y ver mejor al maestro.

  1. Establecer objetivos

La mayoría de las clases de yoga comienzan con el arte de respirar y enfocarse adecuadamente antes de pasar al estudio de las asanas. Piensa en tu objetivo de hacer yoga. Por ejemplo, puede decidir centrarse en la respiración profunda a lo largo de su clase o en la práctica. La capacidad de utilizar el yoga para cuidar su cuerpo es otra forma de justificar su práctica.